miércoles, 18 de septiembre de 2013

" Smeg mi sueño incumplido...aún"

Buenas tardes a tod@s!!


Yo no sé si es el calor y el día de playa tan maravilloso que tenemos que hoy me he pasado la mitad del día en mi cocina porque es de los lugares de mi  casa más frescos.

Les cuento algo bastante tontaina pero es que cada vez que me meto en ella imagino en ella la nevera de mis sueños,una vez estuve a punto de comprar una de segunda mano a una conocida de la familia  pero es que me dió cosilla y eso que la pobre mujer es de lo más limpia.



Pues con este cotilleo de la tarde les comento en esta entrada un tanto infantiloide un poco más de una de mis musas para decorar nuestras cocinas.

La nevera Smeg  es además de eficiente desde un punto de vista funcional, decorativo. Un elemento que brinda personalidad allí donde se introduce y aporta un mayor valor a los ambientes. Existen diferentes modelos Smeg  pero es el modelo años 50, inspirado en los electrodomésticos de aquella década, el que se ha convertido en un auténtico objeto de culto.


 
 
Su maravilloso diseño de formas redondeadas años 50  y la posibilidad de elegir entre una enorme gama de propuestas cromáticas, no hace sino hacer más interesante este electrodoméstico.Colores como el  blanco, negro, en tonos pastel o vibrantes… Las posibilidades que nos brinda este electrodoméstico en nuestra cocina son infinitas y encima a una servidora la hace volar mientras cocina.
 

 

De carácter estético, elegante y riguroso, se integran con la decoración aportando un toque fifty    en tu cocina. Además desde un punto de vista funcional son eficientes, tecnológicamente avanzados,  De fácil instalación e integración están diseñados para destacar.
 
Los de  tonos pastel son los que interés han suscitado. Pueden integrarse en una cocina blanca, aportando color a la misma. Si además decides añadir algún pequeño electrodoméstico o silla en el mismo color, darás un mayor valor al ambiente. Los tonos pastel también son fáciles de combinar entre si y con el amarillo,se pueden crear espacios muy interesantes y divertidos jugando con diferentes estilos y ambientes.
 
 
 
 
Rosa, azul y aguamarina son los colores más comunes entre los tonos pastel Smeg. Mas discretos y versátiles son los Smeg Años 50 blanco como negro. Le darán personalidad al espacio pero no centrarán la atención del mismo. Combinan a la perfección con muebles blancos y elementos de acero inoxidable en cocinas diáfanas e industriales.
 
 
 
Pues sin más desearles a todos una feliz tarde-noche y yo seguiré esperando a mi que llegue a mi vida este electrodoméstico para mi tan deseado...